5 consejos para dejar las preocupaciones de lado

¿Como dejar las preocupaciones de lado?

La preocupación es un hábito en el que todo el mundo, en mayor o menos medida acaba teniendo. Puede ser que estés preocupado por tus exámenes, por tu trabajo, por tu situación financiera, por tus relaciones… En definitiva, hay miles de cosas por las que podemos preocuparnos. Sin embargo, si no logramos gestionar bien estas preocupaciones podemos acabar entrando en un circulo vicioso del que es difícil salir.

La preocupación y el estrés, no reportan ningún beneficio. Todo lo contrario, pueden hacer que tengamos bajadas de defensas, insuficiencia cardíaca, acné, depresión, ansiedad y enfermedades crónicas como la diabetes.

Por ello, te traigo cinco consejos que te ayudarán a dejar de lado a tus preocupaciones. Esto no quiere decir que tengamos que olvidarnos de nuestros problemas y seguir haciendo como si nada. Lo único que hay que hacer es intentar gestionarlo de una mejor manera para reducir las posibles consecuencias que esto tiene.

Empezar por aceptar tus problemas

Es cierto que todo el mundo tiene problemas, uno más graves que otros, pero, no todo el mundo sabe aceptarlos. Es por ello que es lo primero que tienes que hacer.

Simplemente acepta tu situación. Cualquiera que sea tu situación, acéptala y después intenta tomar acción, en lugar de pasarte tu vida quejándote. Nadie va a solucionar los problemas por ti, por lo que una vez que hayas tomado el primer paso, tienes que buscar soluciones.

Deja de pensar demasiado en ello

Cuanto más pienses acerca de tus problemas, más grandes se hacen en tu cabeza. Si por ejemplo, has tenido una discusión con un compañero de trabajo, cuanto más lo pienses, más grave vas a pensar que ha sido la discusión. Por ello, en lugar de pensarlo tanto, toma acción y busca diferentes formas de poder solucionarlo.

Muchos de nuestros problemas, realmente son problemas por que pensamos mucho en ello. Y es por eso que tenemos que dejar de sobre pensar en las situaciones negativas. Hay que ser realista y no dejar que nuestra cabeza acabe exagerando nuestros problemas.

Además, así, podrás tener más tiempo para otras cosas que si son realmente importantes.

Vivir en el presente

¿Por que preocuparnos por cosas que ni siquiera han pasado? y ¿Por que preocuparnos por cosas que ya han pasado?

En el primer caso, vas a perder demasiado tiempo pensando en como te gustaría que fuese, en como te gustaría evitar todo tipo de problemas. En el segundo, sin embargo, vas a estar pensando en situaciones que ya no dependen de ti. Simplemente ya han pasado y no puedes hacer nada para cambiarlo.

Nunca podrás vivir el presente si estás estancado en tu pasado.

Una vez aprendas a vivir en el presente, solamente así podrás conseguir la felicidad que tanto queremos. Nadie tiene control sobre el pasado o sobre el futuro, pero si lo tenemos sobre el presente. Tu tienes control sobre lo que quieres AHORA o sobre lo que quieres estar haciendo en este mismo instante.

Recuerda todo lo positivo que tienes

Estoy seguro que tienes miles de cosas positivas en las que pensar y sentirte orgulloso.

Crea una rutina antes de dormir para pensar durante diez minutos en todo lo bueno que tienes. Además recuerda todos aquellos momentos y recuerdos positivos que tienes en tu cabeza. Es una técnica que garantiza reemplazar los pensamientos negativos por los positivos. Tras ello vas a sentir una mayor motivación y energía.

Busca distracciones

Mientras estás distraído no le das tiempo a tu cabeza para pensar en aquellas cosas negativas, que si son más propensas de salir cuando te vas a ir a la cama. Por ello, intenta evitar sentirte aburrido y busca actividades o algún hobby que te permita mantenerte distraído en todo momento.

Lee un libro, o simplemente mira alguna serie o película. Lo importante es evitar que en tu cabeza entren pensamientos negativos y que te acaben generando ansiedad.

Además, llamar a un amigo puede ser una de las mejores formas de pasar un buen rato y olvidarte de todas tus preocupaciones.

Escribe un comentario