niño pequeño

Dentro de cada uno de nosotros, hay un niño pequeño…

Cuando somos pequeños, vemos las cosas de una manera muy diferente. Quizás más optimista, menos complicada y mucho más alegre. Dicen que todos tenemos a un niño pequeño dentro de nosotros… pero, ¿realmente cuál es la importancia de esta frase?

Muy pocas personas toman una decisión que cambia su vida después de los 50 años. En ese momento, las personas están tan concentradas en su día a día que el cambio es casi imposible. Tener una “fe infantil” es una gran ventaja porque entonces nos resultará más fácil creer en lo imposible y lo invisible.

Algo que tienen en común todos los niños es la alta creatividad, algo que todos los adultos tenemos que aprender de ellos. Pero, no solo esto, si no que hay infinidad de cualidades que podemos aprender y empezar a integrarla en nuestra vida. Vamos a ver cuales son y por que es tan importante esto.

Creatividad

Los niños, cuando les cuentas un cuento, se van imaginando cada una de las historias en su cabeza, potenciando así su creatividad. Si están con otras niños, prueba a contarles algo a todos, y verás que se comportarán como si fuesen amigos de toda la vida.

Ver el mundo desde nuestro niño interior significa eliminar las “condiciones del entorno” y observar nuestro al rededor con sorpresa, con asombro, disfrutando de todo aquello que hacemos

Debemos escuchar al niño que fuimos un día y que existe dentro de nosotros. Ese niño entiende de instantes mágicos.

Paulo Coelho
niño pequeño

¿Por qué dejarlo salir?

Recordemos que todos llevamos nuestro niño interior y es importante dejarlo salir para retomar aquello que hemos olvidado hacer: sonreír sin tener un por qué, agradecer cada día por lo que la vida nos da, abrazar a la familia, disfrutar de nuestros seres queridos, jugar a recordar los mejores momentos que hemos vivido, aprender a disfrutar.

Todos los mayores han sido primero niños, pero pocos lo recuerdan

Antonie de Saint-Exupéry

Aprende a vivir el momento

Muchas personas están muy ocupadas en cosas del pasado, en la que se preguntan como serían las cosas si hubiesen tomado una decisión diferente a la que tomaron. Sin embargo, sacando el niño que llevas dentro, te ayudará a centrarte más en el presente y a disfrutar cada uno de las cosas que haces.

Te ayuda a centrarte en lo realmente importante de tu vida, dejando de lado todo aquello que no tiene ninguna importancia, que no está en nuestras manos y que por lo tanto es una pérdida de tiempo y energia.

Por otro lado, otras personas, se pasan los días pensando en su futuro, en como serán sus vidas, en si conseguirán lo que desean, dejando de lado el presente.

Aprendes nuevas cosas

Algo característico de los niños es que no dejan de aprender. Cada día que pasa es cada día que han adquirido nuevos conocimientos, nuevas palabras, etc. En este post hablaba de la importancia de aprender al menos algo nuevo cada día, sin embargo, el caso de los niños, asciende de manera considerable la cantidad de conocimientos que adquieren a diario.

¿Por qué no aprender de ellos esto? ¿Por que no comprometernos a aprender todos los días? ¿Por que no invertir en nosotros mismos?

niño pequeño

Ser curiosos y tener un deseo de aprendizaje continuo es una de las grandes ventajas que alguien puede tener. Aquellos que más preguntas hacen, son aquellos que más aprenden y que más conocimientos acaban adquiriendo.

No se rinden

Si te fijas, cuando un niño quiere conseguir algo, da igual las veces que falle, lo va a seguir intentando una vez tras otra.

Lo mismo deberíamos aplicar cada uno de nosotros. No rendirnos a la primera, ni a la segunda, ni a la tercera. El hecho de fallar y errar, ya es una ventaja y puede suponer una oportunidad para nosotros. ¿Por qué no aprovecharlo?

Perdonan fácilmente

Cuando dos niños se pelean, o uno es herido por otro de manera accidental, no pasa mucho tiempo hasta que se perdonan y vuelvan a jugar juntos. A veces este tiempo, puede ser incluso un único minuto.

No tienen el rencor, que los adultos comenzamos a desarrollar y que sin duda puede ser bastante destructivo.

Alguien dijo una vez que la falta de perdón es lo mismo que beber veneno y esperar que la otra persona muera. La realidad es que no perdonar solo daña a la persona en quien reside.

Por lo tanto, si deseas mantener vivo a tu niño interior, necesitas redescubrir lo divertida que puede ser la vida así como las cosas que tienen un valor real y que no se pueden comprar con dinero son las cosas sin ningún tipo de precio, y debido a eso, son las cosas que con mayor frecuencia se pasan por alto o se dan por sentadas.

Escribe un comentario